Eres Mi Sangre

Sangran mis encías al saber,
que no besaré tus labios más,
y estarás por siempre en mi ser,
inundando mi alma de dicha y placer.

Infinitos tus besos en mí,
recuerdos que navego entre tus sueños,
que me alegrará siempre hasta el fin,
hasta que exhale el último respiro en esta tierra,
respiro que será sólo por tí.

Brotará la sangre por mis venas,
y me desangraré de amor por tí,
cada espacio de mi ser tuyo será,
cada gota de mi sangre que se esparza,
será expresión de amor por tí, infinito,
que inunde hasta el fin tu piel.

Que esta mane de mi ser,
dibujando un corazón,
que simbolice un amor,
que en tu piel sea tatuado.

Que desborde tu ser de un sentimiento,
inmenso, violento y dulce,
que te exprese el amor que siento,
por siempre en tu piel y el viento,
te lleve en él las caricias de papel,
que por tí escribiré siempre.

De las lágrimas derrame,
se hará un corazón inmenso,
se elevará hasta las nubes,
y lloverá de dolor.

Desde el cielo hasta la tierra,
mas dentro de mí no está,
ni estará dicha tristeza,
pues te la has llevado lejos
en gotitas de cristal.

Ahora mediante estos versos,
tu inspiración que enloquece,
a este corazón que ama,
y derramando estas ganas,
de expresarte mi amor puro,
sincero, intenso e inmenso;

Te dedicaré mi amor:
un sentimiento infinito,
en caricias de papel,
que lleguen hasta tu alma,
para morir en la calma,
de tu abrazo sin final:

Que me cubra de calor,
tu abrazo infinito eterno,
que tus manos me acaricien,
y tu ternura me envicie,
y me haga adicto a tu ser.

Y siempre permanecer,
atado eterno a tu ser,
en un grito de placer,
sin pasar ningún invierno,
todas sean primaveras,
junto a tí, tu alma eterna,
que volará junto a mí,
marcando el viaje sin vuelta,
unidos los dos eternos,
los dos en un mismo ser.

Amandonos estaremos,
en nuestro edén infinito,
sangre eres de mí, recorres,
todo mi ser en un rito.

Eres quien revitaliza,
mi ser en placer envuelto,
para estar por siempre amando,
a tus ojos verdes tiernos.

Universo de tus besos,
que me dejen sin aliento,
para atracar en el puerto,
seguro en tus brazos tiernos.

 

Tambien lo pueden leer en blogmegustaleer.com

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.